//
estás leyendo...
Palestina e Israel

Una huelga de hambre por la dignidad

La atención por nosotros, los occidentales, es inusual. Nos requieren en Arraba, un pequeño pueblo de Jenin. Cual niño es llevado de la mano por su padre, una vez dentro del coche, la causa de nuestro corto viaje requiere de nuevas visitas. Las cámaras de televisión esperan, es necesario relanzar el tema en los medios, la ONU se pronuncia hoy y una visita de activistas españoles, con declaraciones incluidas, es un motivo más que suficiente para que la percha informativa atraiga la atención mediática…

Es martes, 14 de febrero, dia de los enamorados. Aquí, como en occidente, las tiendas se nutren de cientos de artículos rojos que recuerdan éste día. ¿quién dijo que fuera una festividad cristiana? Las relaciones comerciales han exportado al mundo árabe la vertiente occidental de las festividades. Hoy, llegamos a Jenín (zona A, bajo control de la ANP -Autoridad Nacional Palestina-), que en árabe significa “jardín”, y que en 2002, durante la segunda intifada, su población sufrió graves violaciones del derecho internacional humanitario.

La asociación UPWC (Union Palestinian Women Committies), trabajan codo con codo con organizaciones internacionales para recuperar la dignidad de las mujeres palestinas. En ésta ocasión, asistimos a un foro de trabajo en la universidad abierta de Al-Quds. Una decena de hombres y de mujeres, debaten sobre la necesidad de reformar o no la legislación vigente en los Territorios Ocupados Palestinos de los “early marriage”, matrimonios forzados de adolescentes de entre 12 y 17 años muy arraigados entre la población musulmana de la región.

En el encuentro, activistas feministas relatan ante los sorprendidos imanes, líderes religiosos, académicos y políticos la atrocidad de una práctica que destruye la infancia y adolescencia de niñas y niños, coartando su posibilidad de elegir su propio futuro. Los argumentos de ellas, basados en pruebas científicas de embarazos tempranos que provocan malformaciones en los bebes y un daño irreparable en la psiquis y el cuerpo de las chicas y las consecuencias económicas de éstas prácticas, y los de ellos, más basados en la tradición, la cultura y costumbres y en la fe en una ley, dictada por Alá, en una reinterpretación machista de la misma.

Lo importante de éste debate, que se da en el marco del Convenio del grupo de ONG por Palestina de la Plataforma 2015 y más titulado “Iniciativas para una paz justa”, es la creación de un espacio para abierto de debate entre las mujeres y los hombres de temas tabús, llevando a cabo el inicio de un proceso de debate que sentará las bases para una transformación a largo plazo por parte de las nuevas generaciones que hoy, ocultos tras las últimas filas de los oyentes, llevarán a cabo procesos críticos de progreso en el futuro.

Tras el acalorado debate y los reproches de unos y otros en un ambiente de debate abierto en el seno de una localidad fuertemente islámica, nos trasladamos a la sede de la UPWC en Jenín. Allí, las líderes de ésta organización, fuertemente feminista, retroalimentan los discursos que las llevan día a día a luchar por lo que creen justo. Se respira un ambiente de guerrilla intelectual, sabiéndose luchadoras de un destino que las margina en sus sociedades pero por el cual están dispuestas a serlo.

Khader, una huelga de hambre por la dignidad

Minutos más tarde, suena el teléfono. Tenemos una cita en el pueblo de Arraba, muy cerca de la ciudad de Jenín. Tras entrar en el coche, comienzan a contarnos la historia de la que vamos a ser testigos. La atención por nosotros, los occidentales, es inusual. Las cámaras de televisión esperan, es necesario relanzar el tema en los medios, la ONU se pronuncia hoy y una visita de activistas españoles, con declaraciones incluidas, es un motivo más que suficiente para que la percha informativa atraiga la atención mediática.

Adnan Mousa, padre de Khader, nos espera en una tienda de campaña repleta de hombres. Fotos de su hijo, que luce una larga barba -símbolo de fe musulmana- con un fondo diluido de la “dome of the rock”, la mezquita de cúpula dorada de la explanada de la ciudad vieja de Jerusalén, decoran toda la tienda por dentro. Por fuera, los hombres se afanan en colgar carteles con letras árabes y en inglés pidiendo la liberación de Khader. Las cámaras de televisión nos graban mientras saludamos a Mousa.

Khader Adnan, de 32 años y padre de 2 niñas, Ma’ali de 4 años y bissan de año y medio, fue detenido el pasado 17 de diciembre a las 3.30 de la madrugada mientras iba de regreso a su casa en Arraba, Jenín. Los militares israelíes le dieron el alto y, al identificarlo como uno de los integrantes del movimiento de la Yihad islámica lo apresaron. Estudiante de economía de la Universidad de Bizreit, tiene un largo historial de detenciones administrativas, ilegales a ojos de las leyes internacionales. 8 veces arrestado en los últimos 6 meses, cuentan los curtidos en éstas cuestiones, que el objetivo de los militares israelíes es obtener información para establecer las redes de contactos de los movimientos yihadistas hasta dar con alguna persona que pueda ser acusada de cargos dudosamente, pero suficientemente objetivables a ojos de los tribunales militares israelíes.

Desde su detención por las IDF (Israel Defense Forces), no se han presentado cargos de acusación o evidencias para su detención. Khader decidió hacer huelga de hambre, hoy cumple 63 días sin probar bocado y lleva unas semanas en el hospital de la prisión de Ramleh, donde han empezado a meterle sondas para mantenerlo con vida. Los médicos afirman que se encuentra en un estado de salud muy delicado y anuncian su pronta muerte.

Su mujer Randa, embarazada de otro bebé, sólo pudo verlo cuando lo trasladaron de urgencia al hospital de la prisión. Fue el 30 de diciembre, cuando gracias a la mediación de una organización de derechos humanos, tuvo 15 minutos para conversar con él. Randa, denuncia el trato vejatorio e inhumano que le han dado a su esposo. Con la misma ropa desde su detención, confirma las sutiles forma

Dispuesta a entrar en este perverso juego, Randa y toda su familia han intentado sin éxito recurrir a los tribunales militares. En una apelación contra la detención de Khader, la Corte Militar Israelí denegó sus exigencias el pasado 13 de febrero y confirmó la detención y su prolongación hasta el próximo 8 de mayo. Sin información de s de tortura que infringen los militares a los detenidos. Horas en posiciones incómodas, maniatados, arrancando pelos de la barba y encerrados en “celdas de castigo” en lasque las brillantes luces blancas unidas al alto volumen del sonido y ruidos que ponen a través de los altavoces con los que es imposible conciliar el sueño.

Nuestra llegada, les ha servido para compaginar una campaña de denuncia a nivel nacional e internacional. Las declaraciones de uno miembro de la comitiva española, recogidas por la prensa, junto con la denuncia a nivel internacional del Consejo Palestino de las Organizaciones de Derechos Humanos (PCHRO, en sus siglas en inglés), han llevado a los medios de todo el mundo el caso de Khader. Ésta organización, elevó su denuncia al seno de la ONU, que solicitó a Israel terminar con las detenciones administrativas arbitrarias a civiles en Territorio Ocupado antes de que sea tarde. En la actualidad, 310 palestinos están detenidos sin cargos ni evidencias y sin juicio previsto en las cárceles de Israel.

La familia del detenido cree que será demasiado tarde.

Si quieres exigir al gobierno de Israel su liberación entra aquí.

Anuncios

Comentarios

Un comentario en “Una huelga de hambre por la dignidad

  1. Me ha dado la sensación, por unos minutos, de estar allí viviendo todos esos acontecimientos en primera persona. Impresiona.
    Un abrazo Javi

    Publicado por Pedro | 20/02/2012, 12:46

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 1.941 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: